Ortiz Morales

Album 1981-1982

 

                               

                                                                             

 

Recuerdos del futuro

Septiembre de 1981: primeras actuaciones de la nueva formación, con Diego Belda, y sin Denis

OrtizMorales-Tabletom1981-02 OrtizMorales-Tabletom1981-03  
Los baterías fueron el punto flaco del primer Tabletom: tras Paco Oli, Salvi y Nono Higueras, parece que se va a quedar definitivamente Diego Belda, con quien se trabaja intensamente durante 1981-82. Sin embargo, finalmente también se marcha, y reaparece, a principios del 83,  Nono Higueras, que ya se queda hasta el 85 (a ratos, más bien, dado su carácter).

Estas fotos ya representa un salto temporal y estilístico con respecto a la época de la comuna: estamos a principios de 1982, y el grupo pretende hacerse algo más "formal", cara a las compañías discográficas. Todo inútil, claro.

OrtizMorales-Tabletom1982-01 OrtizMorales-Tabletom1982-02  

Se ha quedado ya en cuarteto (Jesús, Roberto, Perico&Pepillo, según la foto) con la ayuda de Diego Belda a la batería.

*De esa época es también el tema "Moderno" ("yo quiero ser moderno..."), que ironiza sarcásticamente, precisamente, de nuestro intento de adaptación a los nuevos tiempos (claramente fallidos, por otro lado).

Naturalmente el "disfraz visual" para engañar a posibles contratistas (el underground y el movimiento hippy habían sido declarados poco menos que "a extinguir") tuvo unos resultados poco convincentes. En parte, porque nuestro cantante amado, cuando ya habíamos quedado en una imagen aparente (obsérvese el tono de sofisticado glam dandy en la primera foto, para la prensa) se presentaba al día siguiente para la primera actuación de la "nueva época" vestido de...¡glam rumbero! OrtizMorales-Tabletom1981-01
Una vez rechazado el poster oficial, no tuvimos más remedio que fabricarnos uno nosotros. Aprovechamos (aproveché) para imprimir un "cambio de imagen": las gafas, un toque "moderno", pasarían a ser, desde entonces, una de nuestras señas de identidad. Este cartel, primero oficial de nuestra productora, ya duró hasta el final de mi participación (1985) OrtizMorales-Tabletom1982-Afiche
Un dato curioso, quizás, pueda ser que las gafas del poster, que desde entonces son  las que llevaba yo habitualmente en las actuaciones, fueron también las primeras gafas que se puso Martirio en su debut ante el público "rockero", con Veneno, en Rockola, algo después. Pero esa es otra historia.
Como algunas curiosidades del disco que recuerde podríamos decir , por ejemplo, que para Roberto, el vampiro siempre tuvo un nombre, aunque no lo dijera: Casimiro. La portada, de un excelente periodista y amigo mío, Paco Gonzalez, ya fallecido, estuvo a punto de ser, precisamente, Casimiro.

También que el "Paco" de Paco es (fue, mejor dicho, ya que falleció hace años) un personaje absolutamente real, con nombre y apellido.
OrtizMorales-Tabletom1982-Logovampiro.jpg
Paco B., (hijo de un alto cargo de la policía, era un desvalijador de primera: su casa era un absoluto museo del lujo). Nos "quería" mucho y venía a visitarnos y a pasar un rato con nosotros (aporreaba las congas con violencia inusitada); pero si, por cualquier motivo, venía al campo y no nos encontraba (porque estábamos tocando), entonces forzaba las puertas y se instalaba (con todos sus "acompañantes"), tan ricamente, hasta que aparecíamos.
Lo de que mi producción fuera "ejecutora" (según rezan los créditos del disco) y no solo ejecutiva se debe, precisamente, a las letras del disco, que guardo con mucho cariño: se escribieron "definitivamente" (no solo palabras o frases sueltas) por Roberto, ante la inminencia de su grabación al día siguiente, delante mía y "bajo amenaza de ejecución sumaria" si no las terminaba.
 
OrtizMorales-Tabletom1982-Recuerdosfuturo(letras)

  

 

---------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

 

                 Mapa del sitio